22 de septiembre de 2013

nico's house



La casa de Nico, es la casa de Cata, de Rodolfo, mía y de Fran.... pero además Nico tiene desde hace poco un chalecito de dos plantas, con vistas, casi exclusivo, donde le encanta dormir y jugar...

Es bien sabido, que el mejor juguete que le puedes regalar a un gato es una caja de cartón, pero si esa caja se la arreglas un poco...


La idea que se me cruzó por casualidad ojeando la página web de Martha Stewart, y no me costó nada convencer a Fran para fabricarla. Que luego la propiedad se haya quedado en las garras de Nico ha sido sólo cuestión de entusiasmo por su parte... desde el primero momento le encantó la casa, tanto que hasta duerme horas y horas allí.

Y también son interminables las sesiones de juego donde Nico desde dentro defiende su posesión de los usurpadores que intentan quitársela...


No lo dudéis, si tenéis gato esta es la mejor distracción.

9 de septiembre de 2013

Pizza coliflor...

Hace unas semanas que estoy experimentando con la famosa pizza de coliflor, para los que no sepáis nada de este invento os comento que lo que lleva coliflor es la masa, o mejor dicho, la masa está hecha mayoritariamente de coliflor, sin harinas...

La he preparado dos veces con un resultado cada vez mejor pero también mejorable... en esas estoy, ya ideando un paso más para que la masa quede más crujiente, más seca, más de la textura que tenemos asociada a la pizza.

Pero aún así está realmente rica, no es nada pesada (algo extraño porque a mi toda preparación con coliflor me parece que llena y pesa muchísimo) y además es entretenido, y si te gusta trastear en la cocina, divertido... nuevas maneras, porque no?

Mi receta la he sacado de How Sweet it is?, que para mi es una de mis bloggers favoritas de comida americana, y de la que ya saqué en su día, en el otro blog, la tarta Gin Tonic...

Vamos allá....

1 coliflor pequeña, 1/4 taza de queso parmesano y otro de mozzarela (de la que venden ya ralladas para las pizzas), 1 huevo, 1 diente de ajo molido, 1 cucharada sopera de orégano, sal y pimienta...

Cortar todos los ramitos de la coliflor y desechar el tronco. Picar fina la coliflor en una picadora eléctrica, el resultado debe ser de una textura y consistencia como la de la almendra molida más o menos. Calentar a temperatura máxima 4 minutos en el microondas. Dejar que se enfríe, y, aquí viene el paso más difícil.... Poner la "harina de coliflor" en un paño de algodón, cerrar bien y apretarlo para que salga todo el agua posible... esto hay que hacerlo con suma fuerza, así que si tienes a mano a un fornido muchacho de músculos de gimnasio, te alegrarás enormemente....

Cuando ya no le puedas sacar más agua  deberá quedarte como 2 tazas bien llenas de esa harina, si no fuera así puedes completar la cantidad con almendra molida. Lo pones todo en  un bol y mezclas con los demás ingredientes y con el huevo batido, amasas y haces una bolita de tu masa para poder llevar a una placa de horno y extender para formar tu base de pizza que no debe quedar ni muy gruesa ni muy fina...

Mete en el horno (180º) durante 10-12 minutos. Saca la bandeja ponle tus ingredientes favoritos como con cualquier otra pizza y vuelve a meterla en el horno durante 6-8 minutos. Deja descansar la pizza fuera del horno durante 2 minutos y... ya está!


Para mi ha sido una experiencia positiva, la base todavía la tengo que perfeccionar a mi gusto, pero así, tal como os he dado la receta, sale bien buena y muy curiosa. No penséis que vais a tener una base de pizza al uso, pero tampoco es una base de coliflor, es simplemente otra cosa...

Mi pizza la completé con crema de calabaza en vez de tomate, cebolla muy fina cortada, queso azul y láminas de pera... por si queréis una idea.

Espero que os tiente la idea y como sé que entre las que me leen hay más experiencias con esta receta me encantará ver opiniones, opciones, consejos y demás....

Besos